mayo 18

¿Quiere comprar o vender un inmueble?

Realizar una transacción de compra o venta de un inmueble, puede ser una actividad que usted vea fácil, pero no es una actividad común ni mucho menos frecuente y no es nada fácil manejar una transacción de este tipo.

Es una actividad que puede resultar riesgosa, por lo que muchas veces resulta conveniente contar con asesoría de un profesional  para evitar confusiones, malos entendidos o fraudes de todo tipo. De hecho la compra de una vivienda no termina con la firma ante un notario, sino que luego de la firma, aún quedan muchos trámites por realizar, que normalmente son gestionados por un despacho de abogados o una gestoría.

Buscar asesoría en un despacho,  le da seguridad, confianza y además cuentan con especialistas en derecho inmobiliario, que realizan todas las gestiones pertinentes que lleva implícita una transacción de compra venta de un inmueble, permitiéndole al cliente contar con un profesional con experiencia, que llevara a buen término y le explicara todo el proceso de manera clara, y precisa, para llevar a cabo la transacción de manera transparente.

El despacho de abogados, de la mano del especialista en derecho inmobiliario, además de prestar el debido asesoramiento  y consultoría para la adquisición o venta de un inmueble, ofrecen soluciones en una serie de temas inherentes a la negociación, tales como:

  • Liquidación de impuestos y registro de escrituras: se trata de una de las ayudas más concretas que las gestorías pueden llevar adelante al momento de la compra o venta de inmuebles, dado que es necesario encargarse de la liquidación de impuestos como el registro de las escrituras, incluso asumiendo las demandas de cambio de titularidad, etc.
  • Participación en la firma de la hipoteca: si existiera una hipoteca relacionada con la vivienda, es importante que el despacho se encargue de las gestiones del caso, algo que incluso suele facilitar los procesos por parte de los bancos o entidades financieras.
  • Tramitación de la venta de la vivienda: si existe alguna carga sobre el inmueble en cuestión, y se requiere financiación para concluir la compra, un despacho puede encargarse de que esa carga sea cancelada antes de la firma de los papeles.
  • Cancelación de la hipoteca: las gestorías también pueden llevar a cabo los trámites relacionados con la liquidación de los préstamos o hipotecas, evitando que este procedimiento se dilate demasiado tiempo en el tiempo.

 

 

Sin duda alguna escoger un profesional especializado en derecho inmobiliario, es quizás uno de los pasos más importantes, a la hora de tomar la decisión de comprar o vender una propiedad, solicitar los servicios de un asesor con experiencia en la materia, garantiza la culminación con éxito de la inversión que se está por concretar.

Elementos a tener en cuenta a la hora de escoger un asesor inmobiliario:

  • Buscar varias alternativas y realizar un estudio de mercado de los despachos que posean asesores en derecho inmobiliario.
  • Analizar las características y habilidades que debe tener un profesional en el área inmobiliaria.
  • Precio vs calidad, evaluar los honorarios y que ofrece cada uno de los despachos de abogados antes de tomar la decisión de contratar.
  • Al realizar las entrevistas en el despacho de abogados con el asesor especialista en derecho inmobiliario, revisar que exista empatía, recuerde que va a estar evaluando con este la compra o venta de una propiedad.

¿Cuáles son los beneficios de trabajar con un asesor o profesional inmobiliario?

  • Este profesional conoce todo el aspecto legal y las herramientas legales y financieras, por lo que realizara una revisión legal y financiera de toda la documentación involucrada en el proceso.
  • Realiza un estudio de mercado para obtener el mejor precio. Siempre revisara un estimado de valor, que se acerque al precio de mercado estipulado.
  • Fijan juntos el precio de venta si es el caso, o revisan el presupuesto disponible para la compra o alquiler de una propiedad.
  • En el caso de venta, te asesora para colocar la propiedad en actitud de venta, para lo cual, se esmera en presentar el inmueble de manera óptima a vista de los posibles compradores.
  • Es un profesional que continuamente se está especializando, se capacita constantemente para obtener las mejores herramientas e negociaciones efectivas y siempre está al día en el área de derecho inmobiliario.
  • Realiza un levantamiento de zonas, investiga sobre tus requerimientos y necesidades y realiza la asesoría adecuada, ubica las mejores oportunidades. Optimiza el tiempo y afina la efectividad.
  • Este profesional presta un servicio de manera eficiente y de calidad, usa todos los recursos disponibles para satisfacer al cliente.
  • Ofrece soluciones orientadas al éxito de su objetivo, compra, venta o alquiler de una propiedad.
  • El profesional inmobiliario normalmente es una persona que mantiene el enfoque, dedicación, constancia y disciplina para obtener los resultados previstos en el menor tiempo posible.
  • El cliente es una prioridad para este profesional.
  • El profesional inmobiliario no le dejara llevarse por las emociones en la transacción definitiva, le dirá los pros y los contras de la compra, venta o alquiler. Un profesional especializado en derecho inmobiliario, cuida el patrimonio de sus clientes como si fuera el suyo propio.

 

Para realizar una inversión inmobiliaria debe tenerse presente lo siguiente:

  • ¿Es mejor nuevo o usado?: Lo más conveniente es optar por un inmueble usado, pero con menos de 5 años, para así obtener el beneficio de la garantía de 10 años en construcciones nuevas. Cuando es usado, se puede negociar mejor y conocer el valor de las contribuciones.
  • ¿Vivienda u oficina?: Va a depender de la zona donde te encuentres, pero preferiblemente vivienda, ya que se pueden adquirir con crédito hipotecario, en cambio las oficinas no.
  • ¿Cuáles son los mejores sectores?: Preferiblemente cerca del metro, con servicios de transporte disponible de manera recurrente, con servicios de tiendas de comida, farmacias, con servicios de aparcamiento o estacionamiento, parques infantiles, zonas de esparcimiento cercanas, entre otras.
  • ¿La altura es importante?: Se recomienda un piso que no sea demasiado alto o bajo, entre el 3 y el 10 preferiblemente. Los más bajos tienen inconvenientes de seguridad y vista, mientras que los más altos pueden presentar filtraciones desde el techo.

Muchas veces, los inversionistas suelen tomar decisiones apresuradas basándose solo en ciertos aspectos, como el valor y la presencia del inmueble, pasando por alto elementos importantes como la ubicación, áreas conexas, estado general del inmueble, áreas de servicios, parqueadero, zonas de esparcimiento, entre otras muchas, factores o elementos que son muy importantes a la hora de tomar la decisión final. Por eso la asesoría de un profesional del área de derecho inmobiliario es sumamente importante, porque además de los aspectos legales, posee una amplia experiencia en el tema, lo cual es un punto a favor del cliente a la hora de tomar la decisión definitiva.

 



Copyright © 2015. All rights reserved.

Publicado mayo 18, 2019 por admin in category "Empresas